Miércoles, 24 Septiembre 2014 09:18

Soltel apuesta por una nueva línea de negocio: clínicas informáticas que solucionan problemas a los usuarios Destacado

Escrito por
Valora este artículo
(0 votos)

A los centros de El Corte Inglés de San Juan y el Duque se puede acudir para salvar datos o arreglo de equipos

¿Quién no ha tenido alguna vez una avería en sus equipos informáticos o tecnológicos y no ha sabido adónde llevarlos? Para dar respuesta a estos y otros muchos problemas, el grupo empresarial Soltel ha inaugurado una nueva línea de negocio: las Clínicas informáticas, un modelo con el que además se dirige por primera vez de manera directa al cliente final y le ofrece alternativas para su día a día a través de expertos en tecnología de la firma de soluciones informáticas.

El director general de Soltel IT Solutions, Julio Pérez, ha manifestado su ilusión por este proyecto al considerar que cumple una importante labor para los usuarios, muchos de los cuales no tienen a veces suficientes conocimientos informáticos para sacar un mínimo partido a sus ordenadores, teléfonos móviles o tablets.

Ante esta demanda del mercado, Soltel ha llegado a un acuerdo con El Corte Inglés para ofrecer este servicio al público sevillano desde las Clínicas Informáticas de San Juan de Aznalfarache y El Duque, aunque la intención del grupo empresarial es la expansión de este proyecto a otros centros de la gran superficie.

Las dos clínicas informáticas que funcionan actualmente en San Juan y El Duque están dirigidas por José Antonio Pérez Mármol, quien supervisa que no se quede ningún equipo sin la respuesta que busca el cliente. En los dos meses de rodaje se han realizado ya casi todas las tareas que se ofertan: Los principales motivos han sido averías y recuperación de datos, seguidos de actualización de equipos, sincronización de dispositivos, eliminación de virus y malware, configuración de tablets, teléfonos y ordenadores y transferencia de contactos, envío de información a nuevos dispositivos y eliminación de equipos, principalmente. Aunque también han tenido que configurar cuentas de correo, sustituir pantallas rotas, o arreglar alguna incompatibilidad en Linux o android, sobre todo.

El perfil medio de los clientes que se han desplazado hasta las clínicas informáticas es el de usuarios de una edad mediana, entre 40 y 50 años, aunque también les piden ayuda los adolescentes y las personas mayores. Parece que los jóvenes y los adultos de entre los 25 y los 40 se desenvuelven mejor con las nuevas tecnologías y han sido escasos los clientes de esta franja de edad que se han acercado por los puntos de atención.

"Nuestro reto es que el cliente encuentre una respuesta a su problema, por muy complicado que parezca", explicó José Antonio Pérez, quien resalta la importancia de atajar lo antes posible averías, virus o problemas informáticos en cuanto se detecten, algo vital para conseguir su solución.

Visto 1471 veces